8 consejos TOP para preparar un examen


Muchos estudiantes universitarios ya han terminado el curso académico y empiezan unas semanas de intenso estudio para prepararse los exámenes finales, en este proceso también se encuentran los estudiantes de 2º bachillerato quienes en apenas dos semanas se enfrentarán a la nueva prueba EBAU ( Evaluación de Bachillerato para el Acceso a la Universidad) y el resto de estudiantes de todos los niveles también empiezan este proceso de exámenes finales donde la cantidad de materia, el estrés, el cansancio puede jugar una mala pasada y tirar por la borda el esfuerzo de todo un año.

No hay que olvidar que esta época de exámenes finales darán paso al verano, por ello des Best Teacher queremos daros los mejores recomendaciones para que todo el esfuerzo no se sea en valde. ¿ Sabes cómo prepararte realmente un examen? A continuación, detallamos con esmero algunos de los consejos que podemos seguir.

1. Planificate desde el momento que conoces las fechas de los exámenes

Antes de abordar cualquier estudio en período de exámenes, lo primero es planificar por lo que un calendario de exámenes es la mejor forma de marcar los objetivos y los tiempos. No esperes a terminar la materia para empezar a estudiar. Una vez que conozcas las fechas de cada examen, ordena las asignaturas que van a requerir más dedicación a la que menos y planifícate lo que debes estudiar día a día. ¿ Cómo puedes hacerlo? Sigue estos sencillos pasos:

1º Analiza cada materia y su contenido para evaluar la dedicación aproximada que vas a tener que dedicarle.

2º Desde la fecha del examen hacia atrás, ves asignando a cada día lo que deberías estudiarte cada día, teniendo en cuenta el tener 1 o dos dias para repasar únicamente ( no añadir más contenido) y teniendo en cuenta que habrá otras materias que estudiar ese dia u otras actividades que realices además del estudio. Es muy importante ser realista con las horas diarias que puedes dedicarle cada dia. Gracias a esta técnica podrás saber cuando tendrás que ponerte a estudiar cada materia

3º Simplifica la materia a estudiar y reagrupa en un mismo contenido prácticas, apuntes ejercicios... asi no habrá nada que se te escape.

2. Descansa lo más que puedas durante tu época de exámenes

Ir sin dormir a un examen es un error garrafal ya que nuestro cerebro se encuentra sobreestimulado y no rendirás igual a la hora de realizar el examen. Durante el estudio intenta recapacitar, interiorizar y reflexionar toda la información que estas aprendiendo. El descanso es fundamental en este aspecto, ya que se demostró científicamente que los períodos de pausa ayudan a favorecer la retención del aprendizaje efectuado. Por ello nos muestran que el último repaso es muy beneficioso realizarlo antes de irse a dormir, ya que mientras que dormimos la inactividad mental refuerza el asentamiento de las informaciones.

3. Busca un apoyo en aquellas materias que más te cuestan

Si con el esfuerzo de uno solo no valiera, lo más aconsejable es apuntarse a clases particulares de refuerzo de aquellas materias en las que nos veamos menos preparados o que tenemos dudas sustanciales que nos impiden pasar el examen. Hay que ser objetivos también en este sentido y saber si lo que tenemos son dudas puntuales o llevamos arrastrando la asignatura durante todo el curso. Si son dudas puntuales seguramente tan solo unas horas con un profesor particular serán suficientes para resolver tus dudas, enseñarte técnicas para entenderlo mucho mejor y sacar el examen con un gran éxito. Mientras que si es una asignatura que tienen mucho contenido y te sientes perdido desde el principio, lo mejor es que recurras a mediados de curso como tarde a un profesor particular que te explique y vaya por delante de lo que vas a tratar en clase, no esperes hasta el último minuto porque por muy bueno que sea el profesor, muchas asignaturas, sobre todo de ciencias o idiomas, requieren un tiempo para asimilarlas, realizar ejercicios prácticos e ir acomplejando estos. Si tienes dudas a qué profesor recurrir, puedes contactar con empresas como Best Teacher, quienes disponemos de los profesores con más empatía para la enseñanza y una metodología explicada en pequeños pasos para enseñarte a ser autodiacta y que con tan solo un impulso puedas prepararte y entenderlo todo mucho mejor de una forma práctica y lógica. Consulta nuestras clases de refuerzo escolar para ESO , Bachillerato o Universidad.

4. Alimentación

La alimentación es fundamental durante las fechas de exámenes ya que influye en tu capacidad de concentración y en el rendimiento en el estudio. Es un hecho verídico que cuando estudiamos, picoteamos más mientras que estamos en este proceso, sobre todo golosinas, galletas y bebidas con cafeína que aunque nos estimulan y despiertan, cuando llevamos muchos días de muchas horas estudiando, pueden generar que ganemos peso y no sean tan saludables.

Por ello, os proponemos otros sustitutivos de los mejores alimentos que podemos incluir en la alimentación durante el tiempo que dedicamos al estudio de los exámenes:

- El salmón y el aguacate por su alto contenido en ácidos grasos Omega3 que ayuda a incrementar la capacidad de concentración.

- Los arándanos son una fuente de antioxidantes ricos en Vitamina C que ayuda a las enzimas encargadas de proteger el cerebro y mejoran la capacidad de memoria. Poseen Potasio que ayuda a generar impulsos nervios favorecedores de la actividad cerebral.

- La avena es muy beneficiosa para la dermis y el sistema nervioso. Contiene proteínas, grasas saludables y Vitamina C que mejoran la memora a corto plazo.

- La yema y la colina del huevo posee aminoácidos y vitamina B. Lo que favorece altamente la capacidad de atención y de memoria a largo plazo, pero no quiere decir que haya que abusar del producto porque afecta fuertemente al colesterol. La vitamina B12 que poseen la leche, el pollo y los huevos es primordial para mantener y proteger las aptitudes cognitiva y retrasando el deterioro mental.

- Nueces y las Almendras para combatir el colesterol y aumentar la capacidad intelectual por su alto contenido en Fósforo. Las nueces favorecen, especialmente, la capacidad de memoria.

- Cualquier atleta o estudiantes que se precie, saber que el plátano es esencial en su dieta es evidente. La Vitamina B6 que contiene, junto con el potasio, ayuda a la producción de los neurotransmisores de la concentración como la serotonina o la dopamina.

- Las zanahorias benefician a nuestra piel y su antioxidante beta-caroteno que aumenta la capacidad de retención de información.

Y sobre todo, bebe mucho agua para hidratar tu cerebro.

5. Estudia en un espacio que facilite tu concentración

El ambiente en donde nos sumergimos cuando estudiamos es fundamental, y no todo el mundo tiene la misma facilidad para estudiar en un sitio ni se concentra igual. Por ello es importante encontrar tu espacio, aunque por lo general las condiciones que debe reunir es:

- Que sea silencioso

- Que haya suficiente luz

- Que no estemos expuestos a despistes ( gente pasando continuamente, ruido de la televisión, whasap conectado... )

Es por ello que los lugares preferidos para estudiar cambian de unos estudiantes a otros: Unos prefieren el aire libre y estudiar en un parque, otros una biblioteca, otros en casa... Debes encontrar y probar diferentes sitios para elegir tu lugar ideal para estudiar.

Durante la época de exámenes, la mayoría de las bibliotecas públicas saben de esta necesidad y amplían su horario de apertura muchas veces hasta por la madrugada, asi como los fines de semana. La época extraordinaria empieza el 17 de mayo y se prolongará hasta el 18 de junio para dar servicio a todos los estudiantes que necesiten un lugar para el estudio y donde concentrarse mejor. Puedes consultar el siguiente artículo para saber las bibliotecas cercanas a tu domicilio que abrirán con estos horarios especiales

6. Técnicas de estudio

Para estar seguro que podemos afrontar con éxito un examen es muy importante conocerse al dedillo la materia que debemos estudiar y simplificarla para que no olvidemos ninguna parte importante. Para ello, es necesario dedicarle mucho tiempo y seguir los siguientes pasos:

1. Subrayar - Hay que conocer primero la materia que vamos a estudiar, la organización de los apuntes y resaltar las partes más importantes descartando aquellas que podemos prescindir, que se repiten o que podemos cambiarlas explicándolo con nuestras propias palabras. Es por ello que antes de empezar, lo aconsejable e ideal es la realización de una comprensión lectora para, posteriormente, destacar subrayando lo más notable y favorecer el recuerdo.

2. Apuntes propios - Resumir los contenidos de los temarios con nuestras propias palabras facilita el recuerdo y la retención más rápido. Resumir el contenido al máximo es la clave y su ejecución no tiene por qué ser mano, se pueden intercalar numerosas formas digitales. Este paso nos va a permitir organizar las ideas, estructurarlas a nuestra manera e ir hilando temas para que desarrollarlos posteriormente sea mucho más sencillo y le encontremos un sentido a la materia.

3 . Esquemas - Una vez nos sepamos los apuntes, es muy bueno repasar creando de aquellas ideas principales que tenemos en nuestra mente y que podamos desarrollar con facilidad un esquema. Así a la hora de repasar la materia, podemos tener un guión y revisar si hemos olvidado algo importante. Al tenerlo de una forma esquemática nos permitirá crear mapas mentales, y además tener todos los contenidos en apenas 4 hojas. Un consejo es doblar un folio por la mitad, de esta forma lo tendrás en un pequeño espacio ( en cuartillas) lo que te obligará a realizarlo realmente esquemático y será mucho más fácil de transportar. Es la mejor forma de resumir y organizar las ideas ya que no ahorra horas de estudio y consolida la información y los conocimientos adquiridos de cara a la fecha del examen.

4. Fichas de estudio - Es especialmente eficaz sobre todo en la retención de datos concretos como fechas, números o vocabulario. El proceso de memorización se vuelve más divertido, ahorramos tiempo y es de fácil acceso.

5 . Ejercicios y Casos prácticos Nos ayudan a visualizar la teoría y a asimilar los conocimientos de manera más rápida y sencilla. Favorecedor para materia como Matemáticas, Física o Derecho.

6. Test - Excelente manera de repasar los momentos previos a la fecha del examen. Se verifica el trabajo realizado y se comprueban los puntos fuertes y débiles que debemos tratar. Compartir los exámenes con los compañeros es una buena manera de ponerse a prueba mutuamente e intercambiar información unos a otros.

7 - Reglas Mnemótecnicas Éstas son increíblemente beneficiosas a la hora de memorizar listas y conjuntos. Consiste en asociar conceptos que tengamos que aprender con conceptos que nos sean más familiares. Puede haber tantas reglas mnemótecnicas como personalidades estudiantiles haya.

8- Dibujos - Hay personas que poseen una muy buena memoria visual por lo que memorizan mejor los conceptos si son representados bajo dibujos o imágenes. A la par que los mapas mentales.

9- Reserva un dia previo al examen ( o si puede ser dos) para repasar todo lo que has estudiado sin meter más información.

Las posibilidades y métodos de estudio se incrementan con la disponibilidad de las incesantes nuevas tecnologías. Hay muchas de webs, youtubers etc que explican de manera excelenter cualquier materia. No dudes en utilizarlos para dudas puntuales.

7. Técnicas de concentración.

Los descansos deben ser cada dos horas máximo y con una durabilidad entre quince y veinte minutos. Conseguiremos un proceso de aprendizaje mucho más llevadero y ameno dividiendo el estudio en etapas.

Recitar en voz alta lo aprendido puede resultar muy beneficioso para la retención de conocimientos porque la familiaridad de la voz mejora el asentamiento en el cerebro.

8. Técnicas de relajación.

Tratar de mantener la calma a la hora del esperado y temido examen puede jugar un papel fundamental de cara al aprobado en el examen y, de lo principal que hay que tener es una actitud enérgica y positiva. Para ello te damos consejos fáciles y alcanzables que puedes poner en práctica:

Antes del examen:

- Auto-animarse y auto-aconsejarse puede ser muy beneficioso. Eso sí, siempre hay que ser realista y consecuente con las posibilidades de éxito.

- Céntrate en el momento y en lugar. Dedicarse solo a lo que se está haciendo en el momento aumenta la capacidad de aprendizaje y el rendimiento de estudio.

Durante un examen

- Haz pequeñas pausas y breves descansos durante la prueba.

- Relaja tu cuerpo y la mente cerrando levemente los ojos por un período de tiempo pequeño.

- Alterna la posición de tu cuerpo y estira las extremidades en la medida que se pueda.

- La respiración debe seguir un ritmo lento y regular.

Con estas pequeñas “ayudas” esperamos que el período de exámenes de cualquier estudiante sea lo más ameno y llevadero posible. La actitud y la mentalidad siempre es primordial por lo que los ánimos siempre deben estar por las nubes. Si necesitas apoyo de un profesor cualificado, no dudes en solicitar nuestras clases de refuerzo escolar . Si tienes dudas adicionales, todo el equipo Best Teacher está a tu disposición para resolverlas

Puedes comentar este post con nuevas ideas, compartirlo en redes sociales o seguirnos en nuestro facebook o inscribirte a nuestra newsletter para recibir más artículos como este.

#tecnicasdeestudioparaprepararunexamen #clasesderefuerzoescolar #clasesparticularesdeapoyoescolar #clasesparticularesadomicilio #refuerzoescolar #comoprepararunexamen

0 vistas
LOGO.png

Best Teacher

Camino de Vinateros 106, Despacho 6

28030 Madrid

info@bestteacher-formacion.com

661.59.88.58

Best Teacher | Todos los derechos reservados | Política de Protección de datos |

  • Black LinkedIn Icon
  • Black Facebook Icon
  • Black Twitter Icon
  • Black Instagram Icon