Cómo hacer cursos para empresas que sean innovadores


Seguro que has leído o escuchado la siguiente frase en algún momento de tu vida: “Sólo hay algo más caro que formar a las personas y que se marchen: no formarlos y que se queden”. Es una de las míticas frases dentro del mundo de los negocios que da la importancia que se merece al talento humano y los empleados. La dijo Henry Ford, el fundador de la compañía de vehículos Ford y a pesar de tener ya mucho tiempo, la frase es totalmente adaptable a la actualidad. Recuerda la necesidad de invertir en capital humano como elemento de diferenciación empresarial.

El mayor activo de una empresa es el grupo de personas que forman parte de ella ya que son los profesionales quienes sacan adelante el trabajo y llevan el peso de la compañía. En los procesos de selección que realizan para contratar nuevos empleados en una empresa se suelen valorar sus conocimientos, competencias y capacidades para desempeñar unas tareas concretas. Pero... ¿qué ocurre cuando esos conocimientos se quedan atrasados?

Expertos en el sector apuntan hacia la importancia de los cursos para empresas para que los propios empleados mejoren y continúen formándose en ciertas temáticas que puedan interesar a la compañía. En este artículo vamos a analizar el sector de la formación para empresas y cómo se pueden conseguir cursos para empresas que sean innovadores.

¿Qué es un curso para empresas innovador?

El primer paso para saber cómo hacer cursos para empresas innovadores es saber qué significa innovar. Un curso innovador es aquel que huye de lo tradicional, sobre todo cuando se trata de aspectos que parecen no funcionar y que podrían mejorarse. El concepto de innovación se relaciona con las nuevas tecnologías, los nuevos formatos y dispositivos y se nutre de las ventajas de estos.

Hay centros dedicados en exclusividad a la formación de empresas y ofrecen cursos específicos a las necesidades de los empleados. Así, las empresas pueden solicitar un curso con contenidos adaptados a sus empleados y una programación con todo lo que quieren aprender. Si se trata de un curso innovador es necesario que se adapte totalmente a la necesidad del trabajador.

¿Existen los cursos para empresas gratuitos?

Otra de las características interesantes sobre los cursos para empresas es que suelen estar subvencionados -o deberían estarlo- por parte del Estado y esta bonificación se descuenta de las cuotas de la Seguridad Social. La cantidad de dinero que recibe la compañía para ser destinado a la formación depende del tamaño de la plantilla de la empresa. Es necesario conocer todos los aspectos sobre la educación bonificada y cómo poder beneficiarse de ella en la empresa. Por ejemplo, los cursos de idiomas bonificados son muy interesantes de cara a los empleados.

Modalidades de los cursos para empresas

Los cursos para empresas suelen adaptarse a las necesidades de la compañía y a las del propio trabajador. Los cursos para empresas son formación gratuita que la compañía gestiona con más o menos flexibilidad para su plantilla de empleados. Se pueden encontrar en diferentes modalidades:

  • Cursos para empresas presenciales: La modalidad convencional de cualquier otro curso de formación. Las diferentes escuelas y centros educativos ofrecen a las empresas su oferta de cursos para que puedan acceder a ellos en su sede. Así, los empleados acuden como cualquier otro estudiante al centro formativo, pero el curso está pagado por la propia empresa.

  • Cursos para empresas online: Las escuelas de formación suelen entender la necesidad de las empresas y las condiciones de los empleados, sobre todo de cara a los horarios. Muchas empresas prefieren que sean sus empleados los que elijan cuando quieren realizar el curso. Algunas de ellas buscan facilitar la vida de sus trabajadores y permiten su formación dentro de la jornada laboral a través de estos cursos online.

  • Cursos para empresas en sus oficinas: Hay compañías que ofrecen cursos en las propias sedes de las empresas interesadas. Muchas de ellas quieren que en la propia oficina se impartan los cursos de formación que puedan interesar a sus trabajadores. Es una manera de evitar que sus empleados aprovechen al máximo las horas del día. Por ejemplo, suelen dar la formación a primera hora de la mañana, antes de que comience la jornada laboral; al mediodía, para aprovechar las horas de la comida o ya por la tarde, una vez que acaba la jornada de trabajo y con lo que se evita que los empleados tengan que movilizarse a otro lugar. A su vez, muchas de estas empresas pueden reducir las horas de trabajo convirtiéndolas en formación.

Claves para crear cursos para empresas innovadores

Los puntos que hemos tratado anteriormente y que afectan a la necesidad de las empresas se pueden aplicar de la misma manera a los propios cursos para empresas. Es decir, aquellos centros formativos y educativos deben de basarse en estas máximas y ellos mismos reciclarse con las nuevas metodologías de educación.

Así, para hacer cursos innovadores enfocados a los empleados de empresas y compañías se deben reunir a una serie de factores.

  • Analizar las necesidades. Uno de los aspectos principales para llevar a cabo un curso innovador es analizar cuáles son las necesidades de los empleados y adaptarlo específicamente para ellos. Los cursos generales sobre un tema pueden interesar a las empresas, pero si se busca innovar y ofrecer contenidos interesantes, es muy recomendable que el centro formativo realice un curso al detalle y específico para una empresa.

  • Planificar el curso para empresas. Es importante detallar cuáles son los objetivos, la metodología, la extensión y los materiales que se van a requerir en el curso innovador.

  • Plataformas e-learning. Hay una serie de plataformas que cuentan con una serie de características que facilitan la accesibilidad de los usuarios. Se trata de las plataformas e-learning con las que se puede realizar el curso de manera virtual y online. Es un espacio que facilita la educación a distancia creando aulas virtuales: las clases se pueden ver en vídeos en streaming o en cualquier momento del día, hay foros o chats en los que hablar con el resto de estudiantes y los profesores y es muy sencillo intercambiar archivos a través de la plataforma y usando así una amplia gama de herramientas.

  • Nuevos métodos de aprendizaje. Los cursos basados en escuchar una charla por parte del profesor están fuera de todo aquello considerado innovador. En los últimos años se ha visto cómo se popularizaban diferentes métodos educativos fuera de lo común. El métofo Waldorf basado en la imitación, imaginación y búsqueda de lo real; el método Montessori creando un entorno de estimulación para el desarrollo del aprendizaje propio por parte del estudiante; el método Kumon que se basa en motivar la concentración, la confianza y los hábitos de estudio enfocados a la persona o Flipped Classroom, en las que se invierte la forma habitual de dar las lecciones.

Tipos de cursos para empleados

Los contenidos que se pueden tratar en los cursos para empresas son abiertos y dependen de cada compañía. Entre los más solicitados suelen estar:

- Cursos de inglés para empresas. Los idiomas están siempre en los primeros puestos del ranking. Inglés es uno de los más solicitados y es que actualmente en casi todas las compañías es necesario que sus trabajadores tengan un nivel alto de inglés. Es el idioma predominante en todas las relacionas institucionales. Le seguiría el alemán, el chino y el francés.

- Cursos de informática. Los programas informáticos son actualmente la base de muchas empresas. Saber cómo manejar correctamente Excel, programas en los que se manejen las bases de datos u otros programas específicos de cada profesión son muy recurridos por las empresas.

- Cursos de prevención de riesgos laborales. Formar a los trabajadores en riesgos laborales hace más segura la propia empresa.

- Cursos de redes sociales y nuevas tecnologías. Siempre podemos encontrar cursos para empresas innovadores basados en la propia innovación. Dar a conocer a tus empleados nuevos aspectos, plataformas o formas de comunicación es muy interesante cuando su trabajo está relacionado y pueden mejorarlo exponencialmente.

La importancia de la formación continua en empresas

Una empresa no debería nunca cerrar puertas a nuevos conocimientos, sino que un continuo aprendizaje y un aumento del desarrollo intelectual de los trabajadores es un añadido hacia sus propios beneficios. Además, si el empleado se encuentra en un entorno en el que pueda aprender y mejorar se encontrará mucho más a gusto en su puesto de trabajo por lo que además de aumentar su propio potencial, mejorará el ambiente en la empresa.

La formación mejora la competitividad. Es muy necesario tener plantillas de trabajadores recicladas, adaptadas a las características tecnológicas actuales y atentas ante las circunstancias del mercado empresarial. Profesionales formados es sinónimo de mejores profesionales. Quien no se recicla y continúa aprendiendo queda desfasado y se convierte en un problema para la empresa.

La formación es rentabilidad. La formación continua de trabajadores ha disminuido en líneas generales debido a los tiempos de crisis económicas y es un fallo ya que se trata de una inversión segura hacia la empresa.

La formación de trabajadores aumenta la satisfacción de los clientes. Los cursos para empresas dotan a los empleados de conocimientos y capacidades para realizar su trabajo de la manera más correcta. Así, los clientes recibirán una mejor atención y estarán mucho más contentos.

La formación aporta valor añadido al trabajo y mejora en grandes aspectos la productividad. Si el empleado se enfrenta a un caso sobre el cual no tiene los conocimientos necesarios, dedicará mucho más tiempo del necesario ya que tendrá que preguntar a alguno de sus compañeros para saber cómo hacerlo o informarse individualmente. Así, con los cursos para empresas se entiende que los empleados invertirán un tiempo menor en desarrollar las actividades, aportar soluciones y resolver mejor los conflictos.

La formación aumenta la motivación del trabajador. Si el empleado siente que la empresa se preocupa por él y su formación (aunque esta repercuta posteriormente en los beneficios de la empresa), será el mismo quien trabaje más contento ya que se siente más valorado a través de estos cursos para empresas.

La problemática de los cursos para empresas

El problema principal de los cursos para empresas es que no suelen ser muy solicitados por las compañías. Grandes, medianas y pequeñas empresas necesitan aún mentalizarse en el ámbito laboral sobre la necesidad de la formación continua para mantener su negocio. Otro aspecto que influye en la poca fama que tienen los cursos para empresas afecta a los empleados, quienes no son conscientes de la necesidad de reciclar sus conocimientos. No obstante, el principal problema que tienen los profesionales es el coste de dichos cursos formativos ya que suelen tener precios bastantes altos. Este va unido a la poca confianza que hay en las escuelas de formación, debido a la dudosa calidad de los conocimientos que van a enseñar.

Otro de los aspectos que no favorece a la realización de cursos de formación es la complejidad de los horarios laborales. Una jornada laboral convencional es de ocho horas. Sin embargo, hay muchas empresas en la que la jornada laboral no se cumple y los empleados suelen trabajar más tiempo de lo que deberían, alargándose hasta 9, 10 u 11 horas, que no son compensadas económicamente. Este descontento no favorece que los empleados quieran dedicar más tiempo a temas relacionados con el trabajo, sobre todo si se entiende el curso como una mejora destinada a la empresa.

¿Ya sabes cómo hacer un curso para empresas que sea innovador?

En BestTeacher buscamos innovar y revolucionar el modelo educativo. No dudes en contactar con nosotros si estás buscando un curso para empresas que sea innovador.


1,444 vistas
LOGO.png

Best Teacher

Camino de Vinateros 106, Despacho 6

28030 Madrid

info@bestteacher-formacion.com

661.59.88.58

Best Teacher | Todos los derechos reservados | Política de Protección de datos |

  • Black LinkedIn Icon
  • Black Facebook Icon
  • Black Twitter Icon
  • Black Instagram Icon